Soluciones para múltiples industrias: Los usos del chorro de agua abrasivo

Muchas industrias se están dando cuenta de los beneficios de la aplicación de un chorro de agua abrasivo. Uno de los procesos de máquinas de precisión de más rápido crecimiento en la actualidad, la tecnología de chorro de agua abrasivo permite que una amplia gama de industrias se beneficie de importantes ganancias de eficiencia y logre una alta productividad, al mismo tiempo que es extremadamente rentable y ambientalmente sostenible.

Las máquinas de corte por chorro de agua abrasivo cortan eficientemente piedra, mármol, cerámica, porcelana y azulejos. El corte por chorro de agua abrasivo es ideal para la inserción de incrustaciones y logotipos para aplicaciones de piedra y baldosas, ya que el proceso maximiza de forma eficaz el rendimiento, reduce los costes y aumenta las ganancias.

Las cerámicas ultraduras de nueva generación presentan muchas ventajas para el usuario final; sin embargo, para los fabricantes, cortar y biselar estos materiales con equipos convencionales es simplemente demasiado lento y provoca cuellos de botella en la producción.

Los sistemas de chorro de agua abrasivo utilizan tecnología comprobada para ofrecer las mayores tasas de producción y eficiencias de taller para los fabricantes de piedra.

El chorro de agua abrasivo es ideal para hacer cortes internos en vidrio, ya que perfora de manera efectiva la mayoría de los espesores y produce una calidad de borde excepcional. Hoy en día, esta tecnología se utiliza en todo el mundo para muchas aplicaciones de procesamiento de vidrio.

Asimismo, el chorro de agua abrasivo es ideal para cortar una variedad de metales estándar y exóticos, incluidos el aluminio, el acero inoxidable, el titanio, el latón, el cobre, entre otros.

Esto se debe a que el chorro de agua abrasivo crea un corte limpio con una calidad de filo excepcional que no requiere un acabado secundario, lo que lo convierte en uno de los procesos de corte más versátiles y eficientes disponibles en la actualidad. El chorro de agua abrasivo también es un proceso de corte en frío, lo que significa que es ideal para cortar metal ya que no hay zonas afectadas por el calor en ninguna parte de la pieza de trabajo.

El chorro de agua abrasivo llega al espacio 

El chorro de agua abrasivo se utiliza en la industria aeroespacial para cortar materiales como latón, inconel, aluminio, titanio y otros metales exóticos. Como el chorro de agua deja una calidad de borde excepcional, funciona para artículos de hasta 200 mm de espesor, incluidos secciones del ala, cuchillas de turbina, componentes de freno, tren de aterrizaje, entre otros.

Si busca las soluciones que puede brindar el proceso de chorro de agua abrasivo para su empresa no dude en contactarnos.